Portada » leer

Etiqueta: leer

Sobre el abuso del abuso

Aviso: Este artículo trata temas como el abuso sexual y emocional

La idea de este artículo, como muchos que vendrán, llega a raíz de una conversación con mis colegas de La Nave Invisible. No sólo hablamos de pizza, al fin y al cabo. Estábamos poniéndonos al día acerca de nuestras lecturas y confirmamos que había una alarmante proporción de violaciones y abuso sexual (generalmente a mujeres) tanto en literatura de género como en otro tipo de ficción. ¿Y eso por qué?

Podría parecer que no hay forma más sencilla de caracterizar a un personaje femenino que convirtiéndolo en víctima de abuso sexual. Una o dos agresiones y ya tienes a tu personaje caracterizado: o bien es un flan de nervios balbuceante y sollozante hasta el final de la novela, o una superviviente con la venganza en las pupilas y un odio feroz hacia los hombres. Es más: podría decirse que no sólo tenemos al personaje femenino caracterizado, sino que tenemos la trama completa. Después de todo, sabemos de sobra que violar está mal, ¿no?

Leer más

Facebooktwittergoogle_pluspinteresttumblrmail

6 señales de que estás escribiendo una relación tóxica

Me encantan las relaciones tóxicas. En las historias, quiero decir, no en la vida real. Soy de las que cuando leyó la contraportada de Crepúsculo (antes de que se convirtiera en el boom editorial que fue) lo cogió de la biblioteca al instante pensando que sería una relación de abuso emocional vampírico. En realidad… Bueno, en realidad acerté. Pero la relación no era autoconsciente y se romantizaba, algo que por tristeza es bastante común en la literatura YA.

Me gusta leer sobre relaciones tóxicas porque para mí es como ver una película de terror: una manera de explorar emociones oscuras desde la seguridad de tu salón, con una mantita y palomitas, y la certeza de que una vez acabe la peli no tendrás más miedo (a no ser que estés sola en casa y te empieces a obsesionar con que la sombra de al lado de tu cama es un asesino).

Si te vigila, te depreda. Lo saben aquí y en la China popular.
Si te vigila, te depreda. Lo saben aquí y en la China popular.

Leer más

Facebooktwittergoogle_pluspinteresttumblrmail

8 subgéneros de ciencia ficción que puede que no conozcas

Después del exitoso post sobre subgéneros de fantasía, no he dudado ni por un instante que llegaría el momento de escribir este otro. Sin embargo, me he encontrado con que describir los diferentes subgéneros de la ciencia ficción es bastante más complejo que los de su pariente fantástico.

La lista de subgéneros es un poco más extensa que la del post anterior y he decidido mezclar algunos que me han parecido que suelen ir de la mano. Os digo lo de siempre: probablemente me deje algunos en el tintero, las descripciones son pequeños resúmenes de lo que define a un subgénero y en muchas ocasiones tienden a solaparse unos con otros. Si te gusta la ciencia ficción, conocerás todos o la mayoría. Si eres nuevo en el género, no dudes en echarle un ojo a la lista porque seguro que alguna de las variantes te llama la atención.

Pero antes de que empieces, debo hacerte una pregunta algo chocante:

¿Cómo de dura la quieres?

Aunque esto no ocurre con la fantasía, cuyas normas no tienen que obedecer más que a las leyes internas de un mundo inventado, en la ciencia ficción es necesario señalar cuánta base científica tienen los sucesos de la historia y cuánto se aventura en el terreno de la hipótesis.

Ciencia ficción blanda

Las leyes físicas se tienen en cuenta, pero se doblan y estiran hasta cubrir las necesidades de la historia sin explicar muy bien cómo. Es muy normal que existan novedosos elementos químicos o procesos físicos que permitan, por ejemplo, viajar en el tiempo, alcanzar la velocidad de la luz (¡sin que exista dilación temporal!) o intercambiar conciencias entre cuerpos.

Ejemplos: Flores para Algernon, de Daniel Keyes, La mano izquierda de la oscuridad, de Ursula K. Le Guin, o cualquier producto de Star Trek.

Leer más

Facebooktwittergoogle_pluspinteresttumblrmail
Sexism is over

5 tópicos sexistas que estoy harta de ver en la ficción

Soy consumidora de un género que en sus albores era más bien… digamos que antiguo. No puedo pedirle a El señor de los anillos que introduzca más diversidad en la plantilla porque bueno, está escrito hace sesenta años. Sé que no se pueden pedir milagros por mucho que tanto la fantasía como la ciencia ficción tuviesen a mujeres como autoras pioneras, pero creo que las nuevas generaciones de escritores deberíamos aprender de los errores de otros.

Aunque cada vez se hace mejor, algunos tópicos permanecen en el inconsciente colectivo. En ocasiones es difícil de notar. Quien esté libre de sexismo de manera absoluta que tire la primera piedra. Yo no puedo. Lo que sí hago es esforzarme por revisar mis propias ideas, buscar el origen y evaluarlas.

Siempre he creído que las cosas irán mejorando. Star Wars: El despertar de la fuerza y Mad Max: Fury Road son sólo pequeñas muestras de grandes avances. Dentro de varias décadas, es probable que ni nos acordemos de todo esto, pero en el presente es necesario señalar dónde nos equivocamos. Así que, sin más preámbulos, os muestro esta lista de cosas “pequeñas” que me hacen chirriar los dientes. Me centro, sobre todo, en tópicos referentes a las Mujeres fuertestípicas. Hay otros tópicos igualmente horrendos aplicables a personajes que no saben luchar, pero de momento me quedo con:

Leer más

Facebooktwittergoogle_pluspinteresttumblrmail
fantasia urbana

8 subgéneros de fantasía que puede que no conozcas

¡Aaah, la fantasía! Ese género tan denostado y juvenil, con sus orcos, espadas mágicas y reinos que salvar. Esa etiqueta que hará que los literatos más aguerridos no toquen el libro ni con un palo. Esa maravillosa forma de evadirte de un mundo aburrido y soñar. Ese término que parece encerrar tan poca y a la vez tiene tanta variedad…

¿Cómo? ¿Variedad en fantasía? Sí, corazón. Aunque durante un tiempo la cabeza visible de la fantasía fuesen Tolkien y su luz contra la oscuridad, hay vida más allá de los caballeros buenos contra los monstruos malos. Seguro que tú ya lo sabías, pero es posible que no te hayas parado a pensar hasta dónde pueden llegar los subgéneros. Si crees que la fantasía no es lo tuyo, échale un ojo a esta lista antes de afirmarlo de manera tan rotunda. Si eres un lector habitual, te animo a que amplíes tus horizontes y pruebes algo fuera de tu subgénero preferido.

Que conste que esta es una lista muy corta y bastante resumida; además, los subgéneros tienden a solaparse unos con otros y llegado a un punto es difícil distinguirlos de la ciencia ficción. Te invito a quejarte de ello en los comentarios.

Leer más

Facebooktwittergoogle_pluspinteresttumblrmail